SOLICITE SU ESPACIO

[961]1472310


Socializa
con nostros
Miércoles 20 de Noviembre de 2019
Tuxtla Gutiérrez, Chiapas.partly-cloudy-day16 °C
SECCIONES
Chiapas de Tradiciones
Agro info
Agro notas
Agro negocios
Agro eventos
Agro Turismo
Ambiental
Agro Bovinos
Agro Tecno
Agro mujer
Agro Entretenimiento
Negocios
Noticias
Política
Turismo
Agricultura
Tecnología
Ganadería
Eventos
Mujer
Niños
AGRICULTURA

Ganadería

LAS SEIS ESENCIALES DEL BEEFMASTER


El ganado Beefmaster, reconocido como el "ganado de los ganadores", se desarrolló en el Sur de Texas, en condiciones similares a las que existen en partes de México. La raza Beefmaster está formada por el 50% de ganado Cebú, que da la rusticidad; el 25% de la raza Hereford que da carne; y el 20% del Shorthorn, para producir animales con más leche. El departamento de la Sagarpa reconoció la raza Beefmaster como una raza de pura sangre en 1970.

Desde su origen, la raza Beefmaster es la única raza a nivel mundial que se formó con base en parámetros productivos, está pensada para dar buenos resultados en condiciones ganaderas muy prácticas.

Esos parámetros productivos o características son llamadas las “Seis Esenciales”, y son las siguientes:

• Peso

Significa bajo peso al nacer para partos fáciles, los becerros al nacer, pesan entre 30 a 35 kg, evitando problemas sobre todo en vaquillas primerizas. La raza ha desarrollado por selección, una habilidad comprobada para un rápido crecimiento después del parto. El ganadero productor de ganado comercial que utiliza sementales puros Beefmaster obtiene becerros con un mayor peso al destete. Las diferencias van de 25 a 45 kg arriba del promedio que se obtiene utilizando sementales de otras razas (bajo las mismas condiciones de manejo).

Los becerros mediante la selección, han desarrollado la habilidad de aumentar de peso después del destete, obteniendo una excelente conversión alimenticia, ya sea bajo un régimen de producción en agostaderos, en praderas inducidas o en corrales de engorda, en donde han demostrado una eficiencia destacada con relación a la producción de carne de calidad selecta y buen rendimiento a la tabla con un mínimo de grasa de cobertura.

• Fertilidad Con la fertilidad se mejora el factor de mayor importancia que determina la productividad positiva en cualquier explotación ganadera. Significa obtener mayores porcentajes de cosecha producto de tener fertilizaciones poco después del parto y vacas preñadas en cortos períodos de empadre. Esto se traduce en la habilidad de ser fértil en cualquier condición de clima.

Esta característica esencial de la raza, fue sin duda una de las más importantes que sirvieron de base para su creación. Se realizó una selección rigurosa en relación a la fertilidad pues se eliminaban del hato todas aquellas vacas que no se preñaban en un empadre corto de 65 días bajo condiciones de agostadero. Con un aumento de la presión de selección por peso se desechaba la hembra que no destetara un buen becerro y pesado. Estas normas de selección en el hato de fundación y en las ganaderías actuales, garantizan un alto grado de fertilidad en las hembras y machos de esta raza.

• Rusticidad

Esta característica hace más versátil a la raza, se ha comprobado que este ganado se desarrolla eficientemente en zonas frías y calientes, zonas montañosas o valles, regiones semidesérticas o desérticas, como en los trópicos calientes y húmedos. Tiene una resistencia natural a los insectos, parásitos y enfermedades, es de gran longevidad caracterizada por un prolongado período de capacidad productiva.

Rusticidad es sobrevivir y producir un becerro al año con asistencia mínima. En zonas desérticas ha demostrado su capacidad de utilizar con mayor eficiencia los forrajes toscos. Además, se mueren menos en el programa de ganado, mejor indicio de mayor adaptabilidad a diversos climas de México. La raza Beefmaster ha dado resultados positivos a través de los años por tener la más alta productividad individual al mínimo costo y asistencia. La clave para un hato saludable es proveer una nutrición balanceada para producir.

• Mansedumbre

En la industria ganadera moderna se ha comprobado en muchas ocasiones que la docilidad del ganado es una de las características que afectan los aspectos de carácter económico, porque se relacionan directa o indirectamente en la reproducción del ganado. Una de las características esenciales de la raza Beefmaster es precisamente ésta, su mansedumbre. La raza ha sido seleccionada para que se reproduzca con buena disposición, es decir dóciles o mansos. Esta condición se refleja en consecuencia en una eficiente productividad y expresión de las otras características económicas para las que fue seleccionada. El ganado manso engorda más fácilmente, sufre menos estrés, pierde menos peso en los embarques, conserva su condición corporal y por lo tanto es más fértil. El ganado Beefmaster es manso y dócil por su estricta selección.

• Conformación Los toros tienen por naturaleza un fenotipo masculino. Son extremadamente viriles y precoces, largos y anchos en su cuerpo sin perder su línea musculosa. Su prepucio es de tamaño moderado teniendo una forma y un ángulo excelente, que le evita tener problemas de constantes infecciones. Sus testículos son desarrollados, uniformes y con una magnífica colocación, características que se reflejan en una magnífica fertilidad.

Las hembras tienen un aspecto femenino, presentan una magnífica conformación desde la cabeza hasta la cola, su cuerpo es largo y voluminoso, sus ubres compactas y firmes pero de gran capacidad de producción, sin defectos, bien implantadas y con tetas del tamaño adecuado para amamantar a sus becerros, además son unas magníficas madres. En pocas palabras la conformación en el Beefmaster significa armonía en su estructura física, por supuesto en aquellas partes del animal que tiene que ver con la producción de carne de calidad y alto rendimiento.

• Producción lechera

Las hembras han sido seleccionadas para tener un alto grado de producción de leche para amamantar sus crías por períodos más largos, propiciando con ello, que las crías obtengan mejores pesos al destete. Utilizar sementales Beefmaster en hatos de vacas comerciales ha dado como resultado un aumento considerable en la producción lechera de las hembras que se obtienen como resultado de la primera, segunda y tercera cruza.

Como expresión fenotípica de esta característica, el peso al destete debe ser por lo menos del 50% del peso de la madre, medido a partir del tercer parto. En climas desfavorables con períodos de sequía, el peso al destete es de gran importancia, y es reflejo de una excelente producción lechera de la vaca. En climas tropicales es importante la buena alimentación del becerro en la etapa de lactancia por su influencia marcada en el comportamiento productivo y de incrementos de pesos en la etapa de engorda en praderas inducidas y en corrales de engorda.

 


NUESTROS ANUNCIANTES