¿Qué nos falta para ser más competitivos?


Vemos muchos avances en la industria de nuestro país, pero el campo sigue estando en condiciones desfavorables y con poco crecimiento, no obstante es una parte de tierra muy importante ya que existen 26.9 millones de hectáreas de agricultura entre riego y temporal, lo que representa el 13.7 % del territorio nacional; hay 6 millones de trabajadores en esta actividad, casi el 5% de la población entre hombres y mujeres; por lo que respecta a la ganadería son 113 millones de hectáreas en esta actividad que ocupa a 762 mil trabajadores.

El problema es que la población del campo tiene una edad promedio de 65 años, los jóvenes ya no se quieren quedar en las labores del campo y migran a las ciudades.

¿Cuál es el problema que tenemos?

Posiblemente la falta de capacitación y el salario mínimo del país y más el del campo, porque el precio de los productos es internacional desde que nos globalizamos y participamos en los tratados comerciales, México es el país que más tratados comerciales tiene, pero con una gran desventaja que no se ha podido resolver, nuestra gente tiene un salario mínimo promedio de $4.45 dólares al día ($80.04 pesos el día) y no muchos ganan dos a tres salarios mínimos diarios o sea entre $150.00 y $200.00 pesos diarios.

Pero qué sucede con los salarios de los otros países que son nuestros proveedores, socios comerciales o con los que se tiene comercio de algún tipo, que su salario mínimo es entre $8.00 y $10.00 dólares la HORA, si promediamos y tomamos a $9.00 dólares la hora estamos hablando que en ocho horas ellos reciben $72.00 dólares diarios o $1,294.00 pesos, que es lo que nuestros trabajadores reciben en una semana de trabajo.

No debemos olvidar que con la gente del campo se producen alimentos que en un momento dado nos pueden dar cierta dependencia alimentaria, básica para hablar de una soberanía nacional; aunque en los últimos años hemos visto como se ha incrementado la importación de carnes, leche, granos, frutas y hortalizas, y también participamos en la exportación, vemos que nuestra población está creciendo muy rápido y no se produce lo suficiente y hay que importar para complementar las necesidades.

Recientemente se están presentando datos donde la balanza agropecuaria es favorable para México, pero debemos considerar que se está exportando una gran cantidad de cerveza, ahora que las dos grandes cerveceras del país son de capital extranjero, de igual manera el tequila que también tiene un importante componente de accionistas extranjeros y que el tipo de cambio se vio incrementado de $13.00 a $18.00 pesos hace que los números con las mismas cantidades se incrementen en un 30% solo por el tipo de cambio y no necesariamente por el incremento en eficiencia y productividad del campo mexicano.

Requerimos que se tenga más competencia para que los precios sean más reales, los monopolios lo único que provocan son precios altos, ya lo vimos en la época en la que teníamos una sola compañía de telefonía, en el precio de la gasolina y diesel que es muy superior al de otros países que tiene un alto ingreso por día o alto salario mínimo, así es difícil competir a nivel mundial, el libre mercado nos da innovación, inversiones y prosperidad, pero requerimos de tener las mismas o similares condiciones económicas que nuestra competencia.

El año pasado el Papa Francisco mencionó que la gente del campo es indispensable para toda la humanidad, que se merece una vida digna y que sus esfuerzos sean retribuidos adecuadamente. Que los pequeños agricultores reciban una remuneración justa.

Capacitemos a nuestra gente en las empresas agropecuarias para que los jóvenes regresen al campo y tengan una mejor calidad de vida y apoyen con nuevas tecnologías y mejores prácticas agropecuarias las actividades del campo mexicano para poder crecer y competir.

La población mundial está cambiando de manera muy rápida y no así la producción de carne, en los últimos 60 años se duplicó la producción agrícola pero la ganadera se ha quedado estática, recordemos que para el 2050 vamos a ser 9 mil millones los pobladores de este mundo y vamos a requerir 50% más de alimentos que en la actualidad, así como 45% más energía y 30% más agua.

Si ahora no hacemos conciencia de ello vamos a estar compitiendo con proteína alternativa procedente de insectos y carne de laboratorio.

El inventario mundial de ganado en 2017 está en 998.3 millones de cabezas. Brasil tiene 207’960,000 cabezas, Estados Unidos 87’730,000 cabezas y produjo 18% más carne que Brasil en 2016, creo que eso se llama eficiencia y competitividad, lugar hacia donde tenemos que ir.

Nombre: Ing. César S. Cantú Martínez

Lea mas


CAMPEANDO

Cuando leas esto, espero ya haya pasado la crisis del SARS-2, nombre verdadero del mal llamado COVID-19, que por extrañas y oscuras razones han querido cambiar para ocultar quién sabe qué o para desviar la atenció...

Leer ➔


volver a la cima ↑